Menú

Entérate

Julio 17, 2019

Caso Jineth Bedoya: Estado colombiano va al banquillo de los acusados en Corte IDH


La Comisión Interamericana de derechos humanos presentó ante el tribunal interamericano el caso por el secuestro, la tortura y violación sufridas por la hoy subeditora general de El Tiempo. Por los hechos ya hay tres paramilitares condenados y la Fiscalía asegura que continúa, casi dos décadas después, con las investigaciones.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) elevó el caso de la periodista Jineth Bedoya a la Corte Interamericana, que podría condenar al Estado colombiano. La periodista, hoy subeditora general del diario El Tiempo fue secuestrada, torturada y violentada sexualmente por paramilitares a causa de sus denuncias públicas en el año 2000, hechos en los que habrían participado agentes del Estado.

La remisión del caso, según supo este diario, se basaría en que Colombia no cumplió las recomendaciones del informe de fondo que le allegó la CIDH en enero de este año. El Estado pidió en ese momento tres meses de plazo para cumplir y los comisionados accedieron, pero vencido ese plazo adicional, volvieron a pedir más tiempo y la Comisión se negó.

Desde hace seis meses, cuando se conoció que la CIDH había emitido el informe de fondo, la Fundación para la Libertad de Prensa (FLIP) y el Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (Cejil) advirtieron que este “abre la puerta para que el Estado colombiano pueda ser juzgado ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) con sede en Costa Rica”. Sin embargo, esa remisión se hizo oficial apenas este martes 16 de julio.

(Le puede interesar: Corte IDH podría juzgar al Estado colombiano por el caso de Jineth Bedoya)

El caso se remonta al 25 de mayo de 2000, cuando la periodista hacía trámites para ingresar a la cárcel Modelo a realizar una entrevista con jefes del paramilitarismo, en un intento por aclarar algunas amenazas contra varios periodistas de este diario. La periodista Jineth Bedoya fue secuestrada, torturada y sometida a ultraje sexual. Durante una década, el caso quedó en total impunidad, a pesar de la insistencia de la periodista para que se aclarara la autoría material e intelectual de los hechos.

En febrero de 2016, el exparamilitar conocido como  el Panadero aceptó los cargos como coautor de los delitos de secuestro simple, tortura y acceso carnal violento, y le pidió perdón a Bedoya. De acuerdo con las investigaciones del caso, el Panadero habría llamado a la periodista para invitarla al penal, mientras que Alejandro Cárdenas, alias J.J, habría coordinado el atentado contra la periodista de la mano de Jesús Emiro Pereira Rivera, alias Huevoepisca, condenados en mayo de este año a 30 y 40 años de prisión, respectivamente.

En la decisión contra Huevoepisca, el juez pidió investigar también al entonces director de la Dijín de la Policía, general (r) Leonardo Gallego, por su supuesta participación en el crimen. “Atendiendo que a partir de las pruebas allegadas a la presente actuación, en especial por el relato de los hechos suministrado durante la vista pública por la víctima Jineth Bedoya, se podría colegir la eventual responsabilidad de terceras personas en este mismo caso, incluidos algunos servidores públicos como el señor general retirado de la Policía Nacional José Leonardo Gallego, entonces director de la Dijín, se compulsarán copias de la presente actuación ante la misma fiscalía de conocimiento”, dice el fallo.

Gallego, por su parte, ha negado siempre cualquier responsabilidad en los actos de violencia de los que fue víctima la periodista.

FUENTE: EL ESPECTADOR


Más Noticias